Cariotipo

Cariotipo

Consiste en una extracción de sangre a través de la que se determina el patrón cromosómico de cada paciente. Las alteraciones del cariotipo pueden estar vinculadas a problemas de esterilidad o de abortos de repetición. Se estudian los 22 pares de cromosomas y los 2 cromosomas sexuales: X e Y.

Se solicita en los casos de abortos de repetición, esterilidad de causa desconocida y, en ocasiones, antes de la práctica de un ciclo de FIV-ICSI.
Es una determinación del mapa cromosómico de cada miembro de la pareja. Se realiza mediante una extracción de sangre y el posterior estudio por parte de un laboratorio de genética. Este estudio se realiza porque existen ciertas anomalías cromosómicas ocultas que sólo repercuten a nivel de la fertilidad: en forma de abortos, fallos de implantación o esterilidad.

El cariotipo es característico de cada especie, al igual que el número de cromosomas. Nosotros tenemos 46 cromosomas (23 pares porque somos diploides o 2n) en el núcleo de cada célula, organizados en 22 pares autosómicos y 1 par sexual (hombre XY y mujer XX).

Mediante el estudio del cariotipo es posible contar el número de cromosomas y detectar anomalías en el número o en la forma de los cromosomas, lo que nos ayuda a identificar problemas genéticos como la causa de un trastorno o enfermedad. La mayoría de estas anomalías producirán embriones con problemas genéticos que no darán lugar a embarazos evolutivos, produciendo esterilidad o abortos de repetición.

 

Aconsejamos realizar un cariotipo en situaciones como las que se detallan a continuación:

 

  • Para confirmar síndromes congénitos.
  • Cuando se observan algunas anomalías específicas o que pueden estar relacionadas con los heterocromosomas.
  • En situaciones de abortos repetidos o problemas de esterilidad.
  • Antes de someterse a algún tratamiento de reproducción asistida.

pruebacariotipo2

Related Posts